Alumnos aplicados

0 407

Estudiantes venció como visitante a Liniers por 79 a 75 en uno de los postergados de la sexta fecha del A1. El “Albo” estableció diferencias desde el inicio y mantenía un andar tranquilo (48-30 a 5.31 en el 3C), y aunque el “Chivo” disfrutó de una extraordinaria ráfaga ofensiva (53-53 a falta de 1 minuto en el 3C), el visitante mostró personalidad y mano firme para llevarse el juego. El ganador contó con cuatro tareas estelares: Oyhamburo (23, 12 en el 4C), Radavero (17 + 14 rebotes), Buzzo (16 + 8 asistencias) y Cleppe (16, 7/9 T2). Por el dueño de casa, que lanzó 3/20 T3 fallando sus primeros 13, el más destacado fue Pizzo (21).

El inicio mostró al dueño de casa incómodo, abusando del lanzamiento exterior (0/4 T3) y sumando únicamente por acciones individuales de su perímetro, mientras que el visitante comandado por Buzzo (5) quién castigaba de media y larga distancia más una bomba de Oyhamburo, sacada diferencias (10-4) a mediados del período. Con Gonzalo Martínez (finalizó con 6) atacando el aro  con decisión y Starc sumando sus primeros puntos, el “Chivo”  establecía un parcial de 6-0 que igualaba las acciones (10-10 a 3.27), pero Liniers nuevamente se iba a quedar, porque el tiro externo siguió sin aparecer y se sumaron las pérdidas (4) anotando únicamente un doble mediante Pizzo en ese pasaje, algo que aprovecho de gran manera el “Albo”, ya que Cleppe (8, 3/3 T2, 2/2 T1) se hizo fuerte en la pintura y aprovechaba cada oportunidad mientras que Buzzo (cerró con 8) volvía a sumar de lejos para que Estudiantes disfrute de una racha de 11 a 2 que le dio una buena luz al cabo del primer cuarto: 21-12.

El visitante siguió apelando a lo que le estaba dando éxito, porque Cleppe (4) seguía sin fallar en la pintura y se mostraba como el más sobresaliente dentro de una buena tarea colectiva que mantenía al “Albo” 10 puntos arriba (29-19) a 4.31, ante un Liniers que siguió sin encontrar respuestas de larga distancia y se apoyó en el juego interior con Marinsalta (4) y Starc dando la cara por una ofensiva que no encontraba fluidez ni aciertos consecutivos. El “Chivo” siguió sufriendo las ofensivas y solo Barreto (terminó con 5) junto a Pizzo lograron mover el marcador gracias a acciones indivuduales, y Estudiantes aprovechó estas ventajas, porque Buzzo (2 + 3 asistencias) jugó e hizo jugar, mientras que Oyhamburo (cerró con 6) y Radavero (5) ejecutaron a la perfección el plan de su equipo que estiraba las diferencias camino al descanso largo ya que ganaba 40 a 25.

Tras el regreso de vestuarios, la historia parecía no cambiar, Estudiantes jugaba con tranquilidad manejando los tiempos y repartiendo el goleo (4 jugadores anotaron) para volver a establecer diferencia de 18 (48-30) a falta de 5.31 ante un conjunto local que cargaba el rebote ofensivo (4) y encontraba gol en Pizzo (5) pero no encontraba compañeros para Mariano, estaba errático en el traslado (4 pérdidas) y sin encontrar gol exterior (0/4 T3). Pero el “Albo” entró en una pesadilla, más allá de una bomba de Buzzo y un doble de Oyhamburo, comenzó a forzar lanzamientos y a perder la cabeza en defensa, ya que perdió intensidad y la cabeza (antideportiva a Radavero, técnico a López), algo que Liniers supo maximizar de gran manera, porque Pizzo (cerró con 12) siguió siendo el líder de las ofensivas, M. Martínez (5) cortaba la sequía de larga distancia (su equipo falló los primeros 13 T3 que intentó), y tanto G. Martínez (5) como Marinsalta (4) fueron certeros y así el local estableció un parcial de ¡23 a 5 en 4.31 minutos! que igualó las acciones (53-53) a falta de 60 segundos. Pese al aluvión, el visitante lo cerró  con un acierto de Cleppe y una acción de doble y falta por parte de Radavero y así llegó con 5 de ventaja al último cuarto ya que estaba al frente 58 a 53.

Yendo para adentro con M. Martínez y Starc, Liniers quería mantenerse a tiro en el marcador pero Estudiantes encontró un tremendo pasaje de Radavero (7, 3/3 TC) y una bomba de Oyhamburo para volver a sacar 10 (68-58) a falta de 7 minutos. A la sólida conducción, el propio Matías le agregó una tremenda ráfaga de puntos  (10 hasta ese momento) que mantuvo a su equipo al frente más allá de la falta de un compañero en el goleo, aunque el dueño de casa con Barreto (6) siendo positivo cerca del cesto y Pizzo (5) junto con G. Martínez (5) sumando de media y larga distancia, los de “Piru” López achicaron a 3 (77-74) a 1.29 para el final. El “Chivo” contó con un par de ocasiones para acortar o igualar el juego pero no encontró un tiro cómodo, y Oyhamburo desde la línea (2/2 T1) comenzó a sentenciar una historia (79-74 a 18.4 segundos) en la que su equipo sufrió de más, pero  festeja un triunfo importante.

 

Pasaje lujoso del «Albo» en su mejor momento del 2C

 

Marinsalta anota el doble y recibe la falta en plena remontada de Liniers

 

Radavero consuigue el 2 + 1 en el cierre del 3C

 

Oyhamburo comienza a liquidar el juego desde la línea

 

Síntesis:

Liniers 75: Matías Martínez 10, Gonzalo Martínez 16 (x), Iván Petrini 0, Fabricio Starc 9, Julián Marinsalta 8 (FI). Octavio Cancellarich 0, Mariano Pizzo 21, Facundo Barreto 11. DT: Juan Martín López.

Estudiantes 79: Matías Oyhamburo 23, Bruno Ferrandi 2, Anibal Buzzo 16, Federico Radavero 17, Martín Cleppe 16 (x) (FI). Joaquín Sánchez 5, Emanuel Fernández 0, Nicolás Sánchez 0. DT: Guillermo López.

Parciales: 12-21, 25-40 (13-19), 53-58 (28-18), 75-79 (22-21).

Árbitros: Eduardo Ferreyra – Alejandro Goñi.

Estadio: Hernán Sagasti (Liniers).

Ver Planilla

Leonardo Quinteros

Nació en Bahía Blanca, el 4 de Diciembre de 1989. Estudiante avanzado en Técnico Superior en Periodismo Deportivo. En Gente de Básquet desde 2012.

View all contributions by Leonardo Quinteros

Similar articles