Se quedó con las manos vacías

0 23

El Iberostar Tenerife se vio superado ante el inmenso potencial del Unicaja de Málaga. Fue 71 a 60, gracias al muy alto el nivel físico en defensa y el arsenal de recursos para demostrar que su cuarto puesto en la Liga Endesa y su buena temporada en la Euroliga no es ni mucho menos fruto de la casualidad. Nicolás Richotti colaboró con 9 puntos en 26 minutos.

Lo intentó el equipo aurinegro, que sufrió de entrada el repertorio de argumentos de su rival (11-19, 10’), lo que le obligó a ir luego a remolque el resto del partido. Pese a todo, los canaristas no tiraron nunca la toalla y llegaron incluso a amagar con otra remontada épica, similar a la del derbi, cuando con 20 abajo (26-46, 25’), llegaron a estrechar el cerco hasta los siete puntos (47-54, 33’).

Sin embargo, el grupo de Joan Plaza no dio pie a la sorpresa y acabó imponiendo su mayor potencial. Por mucho que Chagoyen se fajara bajo tablero (10 rebotes y el coraje de costumbre), que Biviá, Richotti y compañía intentaran imponer su sello o que los aurinegros mordieran en defensa, la reacción se quedó a medias.

El bahiense Nicolás Richotti cerró su planilla personal con 9 puntos (1/4 3p, 1/7 2p, 4/6 TL), 2 rebotes, 1 asistencia, 1 robo y 4 perdidas en 26m16 de acción.

Informe: Prensa Canarias.

Foto: Prensa Canarias.

Mauro Gustavo Giovannini

Nació en Bahía Blanca, el 11 de febrero de 1986. Técnico Superior en Periodismo Deportivo. En Gente de Básquet desde 2011. En Deportes del diario La Nueva. desde 2013. Voluntario en el Mundial Juvenil de Vóley 2011, en el Rally Dakar 2012, en los Juegos Olímpicos de Río 2016 y en los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018.

View all contributions by Mauro Gustavo Giovannini

Similar articles