Cayó como un campeón

0 318

En lo que fue una de las mejores series de Playoffs de NBA en décadas, San Antonio Spurs batalló hasta los últimos segundos del juego 7 pero terminó cayendo ante LA Clippers por 111 a 109, quienes consiguieron el pasaje a las Semifinales de la Conferencia Oeste en donde enfrentarán a los Houston Rockets.  En el conjunto de Gregg Popovich, no bastó con los rendimientos de Tim Duncan (27 puntos y 11 rebotes)  y Tony Parker (20, 5 recobres y 5 asistencias), mientras que en el equipo triunfante, Blake Griffin (24, 13 tableros y 10 asistencias) y Chris Paul (27, luchando con una molestia en un isquiotibial y disputando el mejor partido de su carrera) fueron los artífices de la victoria angelina.  El bahiense Emanuel Ginóbili (¿su último partido en la NBA?) aportó 8 unidades (2-4 en t3, 2-3 en tl), 7 asistencias y 2 rebotes en 18 minutos de juego.

Los Spurs salieron a disputar el encuentro con el rigor correspondiente y comenzaron metiendo racha de 13-6 en 3m30s mediante buenos aportes de su media cancha (5 de Green y 6 de Parker) utilizando bien el pick and pop con los internos.  Sin embargo, los Clippers reaccionaron (14-6 en otros 5m) con un gran pasaje ofensivo de Matt Barnes (10, incluyendo dos triples) y Griffin (6).  Pero faltando poco para el fin del 1C, Chris Paul sintió un pinchazo en su isquiotibial izquierdo y se dirigió a los vestuarios, preocupando a todo el Staples Center.  Sin su base, los angelinos sufrieron desorganización ofensiva y los texanos aprovecharon esto para delegarle el balón a Duncan (9) sin oposición en el poste bajo.

En el 2C, Jamal Crawford (7) hizo olvidar la momentánea ausencia de CP3 y en conjunto a Griffin (también 7) el local sustentó su ofensiva.  Los de Rivers se enfrentaron a una adversidad (la salida de Blake por acumular 3 faltas) pero rápidamente volvieron a suplirla con la enorme presencia de DeAndre Jordan en la pintura (6 y 8 rebotes sólo en el período) y el regreso de Paul.  En una primera mitad en donde reinó la paridad (17 cambios de liderazgo), una mini racha de 8-3 en 2m ubicó a los Clippers arriba de cara al descanso largo (55-57).

Al regreso de los vestuarios, Chris Paul conectó rápidamente dos bombas desde los 7,25mts, reflejando lo que fue un buen segmento desde el perímetro para los angelinos (4-5).  Sin embargo, el 3C volvió a demostrar un intercambio de canastas constantemente.  Hubo fuerte juego de media cancha, sobre todo en San Antonio que en las formas de Parker (8) y Green (5 y una gran labor defensiva) aprovecharon una nueva ausencia de CP3 durante gran parte del período.  Al cierre del cuarto, Manu le robó  increíblemente tres libres a Austin Rivers, de los cuales metería 2.  Pero Paul, quien volvió en los minutos finales del chico, clavó una bomba contra la tabla desde 11 metros para encarar el final de la serie arriba (78-79).

En un epílogo épico, digno de una película, dos miembros del Big Three texano dieron la cara en ataque: Duncan, por supuesto y Manu, quien entró en ritmo y conectó dos bombas desde el perímetro pero curiosamente, no cerró el partido en sus momentos definitivos.  Se vio un fuerte juego perimetral en el 4C (3-6 para Spurs, 4-5 para Clippers), pero los de Popovich encontraron también rédito en el rebote ofensivo (12 puntos en segunda oportunidad), dejando todo en tablas de cara al minuto final.

Paul conectó dos libres a falta de 13s (107-109) que luego Tim Duncan contestaría para igualar todo a 9s.  Pero CP3, quien jugó el partido de su vida con una lesión a cuestas, conectó una flotadora contra la tabla a falta de casi 2s para la chicharra final.  Boris Diaw sacó mal desde un lateral y Matt Barnes interceptó el balón para que los Clippers ganen la serie.

Desafortunadamente, San Antonio no pudo defender su campeonato obtenido en 2014 (rasgo que no ha podido cumplir a lo largo de todo su historial; obtener títulos consecutivos). Y el juego de especulaciones que ya había estallado en la previa sobre la continuidad del Big 3 texano, será el tema de discusión en el mundo del básquet en las próximas horas.

¿Fue éste el fin de una era llena de éxitos? ¿Fue el último partido de Manu Ginóbili en la NBA, y quizá también de su carrera, en el mismo estadio que lo vio dar sus primeros pasos en la liga?  ¿O acaso otra vez el no cumplir el objetivo (como lo hizo luego de la derrota en las finales del 2013 ante Miami) y la posible llegada de un astro como LaMarcus Aldridige motivará un ciclo más?  El tiempo lo dirá y la decisión es solo de los protagonistas, pero es innegable el ciclo de San Antonio a lo largo de 16 años de victorias, y lo más importante de todo: con la presencia de un Bahiense como uno de los artífices de dicho éxito.

 

 

Síntesis | NBA – Playoffs – Conferencia Oeste – Juego #7

San Antonio Spurs 109: Tony Parker 20, Danny Green 16, Kawhi Leonard 13, Tim Duncan 27, Tiago Splitter 5 (FI); Emanuel Ginóbili 8, Patty Mills 6, Boris Diaw 12, Marco Belinelli 2, Matt Bonner 0.  D.T: Gregg Popovich.

Los Angeles Clippers 111: Chris Paul 27, J.J. Redick 14, Matt Barnes 17, Blake Griffin 24, DeAndre Jordan 7 (FI); Jamal Crawford 16, Austin Rivers 0, Glen Davis 6, Hedo Turkoglu 0, Dahntay Jones 0.  D.T: Doc Rivers.

Parciales: 30-28, 55-57, 78-79, 109-111.

Árbitros: Monty McClutchen, James Caspers y Jason Philips.

Estadio: Staples Center

ESTADÍSTICAS OFICIALES

Serie: Clippers, 4-3.

Gastón Sepúlveda

Nació en Bahía Blanca el 2 de Julio de 1990. Periodista Deportivo. Estudió en Instituto Regional del Sur (2013-15). Escribe para Gente de Basquet (desde Abril de 2014), Pick and Roll (Octubre 2015), y en su blog personal sobre la NBA: http://hammertimenba.wordpress.com/

View all contributions by Gastón Sepúlveda

Similar articles