Esta vez, sin sufrir

0 94

El conjunto de Mario Errazu demostró porque es uno de los candidatos y venció con autoridad por 69-56 a Tucumán.

En un comienzo con poca efectividad, el triple fue el arma principal que utilizaron ambos equipos para vulnerar las defensas. Una de las jugadas destacadas fue el pase de faja hacia atrás de Federico Eías para la llegada en bandeja de Tomas Raimundo. Tucumán respondió a esta acción con un parcial 5-0 (un triple y una conversión en la pintura) y comenzó a despegarse en el marcador. Buenos Aires tuvo una buena parte final pero se fue al primer descanso abajo por dos puntos.

Los dos conjuntos mantuvieron la misma línea de juego en el arranque del segundo cuarto. Tucumán logró sacar 5 puntos de ventaja al aprovechar varias segundas oportunidades y una falta técnica cobrada al banco de Buenos Aires. Los bonaerenses respondieron con un triple de Luciano Tambucci. Tucumán se fue ganando por 1 punto al descanso, luego de una conversión de Gabriel Najul.

Los tucumanos volvieron encendidos del entretiempo y marcaron rápidamente. Sin embargo, Buenos Aires entabló un parcial 8-0 y tomó la delantera. Dos dobles seguidos del conjunto de Martin De Zan ajustaron el pleito. Buenos Aires retomó un poco de diferencia luego de los libres de una falta antideportiva. Una anotación del Francisco Bonaguro y un triple de Joaquín Sánchez, le permitieron a los dirigidos por Errazu irse al último descanso arriba por 7 puntos.

Los tucumanos sabían que no podían fallar en este cuarto porque pondrían en riesgo sus chances de clasificación. Sin embargo, a pesar de desplegar mucha intensidad en ofensiva, les costó demasiado quebrar la defensa de su rival. En ofensiva, Buenos Aires siguió produciendo puntos y, a falta de 4 minutos, la diferencia ya era de 10 puntos. La diferencia siguió aumentando y dos minutos después se volvió irremontable. Finalmente la victoria fue para el conjunto bonaerense fue por 69-56.

Fuente: CABB.

admin

View all contributions by admin

Similar articles