La última palabra

0 352

Como en casi todos sus duelos entre sí, Liniers y San Lorenzo jugaron un partido caliente y discutido que en este caso se llevó el “Chivo” en su casa por 81 a 73. Tras tres parciales muy parejos, el local entró mejor al 4C y sacó una ventaja que supo administrar aunque su rival luchó hasta el cierre. Starc fue la figura del ganador con 22 puntos (11/13 T1) y 11 rebotes, bien secundado por Pizzo (15) de gran segundo tiempo y el goleo de Gonzalo (14) y Matías Martínez (14). Por el visitante, que contó con la presencia de Fortelli (12), el más destacado fue Ríos Lodoli (19).

El dueño de casa fue un aluvión en el inicio del juego, porque Starc (4) entró muy activo en ataque, Petrini anotaba de lejos y G. Martínez con una acción de doble y falta para que el “Chivo” tenga un arranque casi perfecto que le permitió sacar rápidas ventajas (10-2) en solo 2.10 minutos de partido. Más allá de seguir impreciso con la bola (5 pérdidas), el visitante comenzaría a encontrar efectividad en ofensiva de la mano de Ríos Lodoli (4) y Silva quienes sumaban cerca del cesto, pero los de Queti sufrían en defensa, ya que Starc (cerró con 8, 2/2 T2, 4/4 T1) seguía intratable anotando hundido en la pintura o desde la línea y G. Martínez castigaba de larga distancia para que su equipo mantenga una buena diferencia (17-10) pasando la mitad del parcial. Pero Liniers comenzó a quedarse sin gol, pese a un nuevo acierto de G. Martínez (terminó con 8), abusando del tiro exterior (0/4 T3 tras 2/3 en el comienzo)y sucumbiendo ante la mejoría en la defensa rival, algo que pudo maximizar San Lorenzo que contando con un Ríos Lodoli determinante (finalizó con 9, 3/3 T2, 3/3 T1) que anotaba yendo hacia adentro y con el tiro de media distancia, más un buen pasaje de Silva y el aporte desde el banco de Hildemann para que el “Naranja” estampe un parcial de 10 a 3 que igualó las acciones de cara al segundo cuarto: 20-20.

Liniers volvería a picar en punta de la mano de M. Martínez (7) quién encontraba facilidades para romper la primer línea defensiva y anotar en penetración, y con el aporte interno de Starc y Barreto, los de López volvían a alejarse (32-24) a mediados del período ante un San Lorenzo que tenía  a Hildemann (4) como opción de gol pero no sumaba aliados (el resto 0/5 TC). Pero el trámite sería un calco del anterior, porque el local encontraría acciones individuales que le daban puntos pero comenzaba a carecer de fluidez en ataque, tomando muchos triples sin efectividad (0/8 T3) y bajando su intensidad defensiva, y el visitante, con la aparición de Fortelli (5) quién cortaba su mala racha (comenzó 0/4 TC) más las mandadas de Benedetti (4) volvió a meterse en juego y dejó las cosas nuevamente igualadas tras el primer tiempo el partido estaba 40 a 40.

Tras el regreso de vestuarios, el partido iba a bajar su intensidad y especialmente su efectividad, el local estuvo más de 6 minutos sin anotar un tiro de campo (0/5 TC), forzando lanzamientos y sin buenas conexiones, y aunque chocaba con la férrea defensa rival, se las ingeniaba para sumar desde la línea (7/8 T1) y mantenerse en juego ya que San Lorenzo, más allá de un muy buen pasaje en la pintura de Banchero (6) quién entró por un cargado Ríos Lodoli (4 faltas, 3 en los primeros 120 segundos del 3C), sufría a la hora de sumar con los perimetrales (el resto 1/5 TC) y solo ganaba por 1 (49-48) a 4.02. La intensidad en defensa y las corridas de Benedetti (6) hacían escapar al “Naranja”, pero dueño de casa lo cerró mejor, con un tremendo lapso de Pizzo (cerró con 8, 2/2 T2, 4/4 T1) haciéndose cargo de las ofensivas más los tiros libres de Starc para que el “Chivo” vuelva al frente (55-54) a falta del último parcial.

El local comenzó mejor el último parcial porque Starc (6) era el amo de las ofensivas y cortaba la sequía de su equipo en tiro de tres puntos (0/15 T3 tras comenzar 2/3) y sumado a un doble de M. Martínez, el “Chivo” sacó una buena luz (63-56) gracias a un parcial de 8 a 2 en 3 minutos. El partido siguió aumentando temperatura y Liniers llegó a estirar a 8 (68-60 a 4.40) en un contexto cortado (técnica a Queti incluída), apelando a los tiros libres y sin mayor efectividad (3/6 T1 en ese pasaje) pero San Lorenzo, con el juego y la garra que lo caracteriza fue para adelante y se metió en juego, porque Fortelli  se hacía cargo de la conducción y Ríos Lodoli (6, 4/4 T1) aprovechaba un momento de desconcierto de su rival (técnica a López) para dejar a su equipo a tan solo 2 (68-66) a menos de 4 minutos para el cierre. Ahí aparecería la experiencia por parte de Liniers, porque Pizzo (4 asistencias) mostró su jerarquía para pasar la bola y Barreto (5) tuvo un pasaje efectivo y sumó junto con Matías y Gonzalo Martínez, lo que le permitió al local volver a estirar el marcador y no mirar atrás para llevarse un triunfo importante.

 

Doble de Starc con Liniers escapándose en el comienzo del 4C

 

Síntesis:

Liniers 81: Matías Martínez 14, Gonzalo Martínez 14, Iván Petrini 6, Fabricio Starc 22 (x), Julián Marinsalta 2 (FI). Octavio Cancellarich 0, Mariano Pizzo 15, Facundo Barreto 8. DT: Juan Martín López.

San Lorenzo 73: Sebastián Branciforte 3, Mariano Morando 2, Nahuel Diez 4 (x), Martín Ríos Lodoli 19, Leandro Silva 8 (FI). Luciano Fortelli 12, Andrés Hildemann 8, Esteban Benedetti 10,  Federico Biggi 0, Gustavo Banchero 7. DT: Claudio Queti

Parciales: 20-20, 40-40 (20-20), 55-54 (15-14), 81-73 (26-19).

Árbitros: Emanuel Sánchez – Sebastián Arcas.

Estadio: Hernán Sagasti.

Ver Planilla

 

¿No era el último?

Parecía que Luciano Fortelli dejaba San Lorenzo tras su gran actuación ante Napostá pero esta noche, para sorpresa de muchos, formó parte del “Naranja” viniendo desde el banco.

Leonardo Quinteros

Nació en Bahía Blanca, el 4 de Diciembre de 1989. Estudiante avanzado en Técnico Superior en Periodismo Deportivo. En Gente de Básquet desde 2012.

View all contributions by Leonardo Quinteros

Similar articles