Naranja y media

0 470

En el Román Avecilla, San Lorenzo derrotó en doble suplementario a Liniers por 90 a 86 e igualó a Napostá en la tabla de la permanencia al cabo de la primera ronda. En un partido caliente, ambos equipos tuvieron múltiples chances de ganarlo, y fue el Naranja quién cerró mejor la segunda prórroga para festejar. Luciano Fortelli (26, 10 en el 3C, 4/9 T3, 10/14 T1) fue la gran figura del ganador que contó con el goleo de Martín Ríos Lodoli (16 + 13 reb) y Mauro Blazquez (14) y las apariciones claves de Esteban Benedetti (14, 9 en el 2TS) y Matías Oyhamburo (11, robo y doble que liquidó la historia). Por el Chivo, que se fue muy enojado con la dupla arbitral por la disparidad en faltas (40 a 19), el máximo anotador fue Lucas Marín (22, 11 en el 4C, 4/11 T3, 8/9 T1).

Con San Lorenzo jugándose una parada clave y Liniers haciendo un partido responsable, ambos elencos nos regalaron un juego con muchos matices: clima caliente, final incierto y drama. Eso sí, todo lo dicho se dio en la segunda mitad, porque en el primer tiempo el trámite fue sumamente chato.

Tras iniciar 2/2 TC con el triple de Ríos Lodoli y un doble de Blázquez, San Lorenzo tuvo que esperar 9m para volver a sumar un gol de campo del propio Mauro, dentro de una ofensiva estancada (0/7 TC y 6 pérdidas en ese lapso), pero la efectividad desde la línea (7/8 T1) le permitió llevarse el primer período por 14 a 12. Es que el visitante estampó un parcial de 11 a 2 para pasar al frente (11-7), pero forzó el tiro de 3 puntos (1/7 T3) y sumó solo un punto en los últimos 5 minutos.

De atrás para adelante, Liniers comenzó a tomar las riendas del juego en el segundo período. Ante un dueño de casa incómodo, que no encontró tiros de calidad (3/15 TC) y que esta vez sufrió desde la línea (1/6 T1), el ingreso de Pascual (2/3 T3) dándole gol de larga distancia, el crecimiento de Bellozas (4) en la pintura y los primeros puntos de Marín (3/3 T1) le alcanzaron al Chivo para llegar al entretiempo +5: 27-22.

Un par de corridas de Bellozas (4) le dieron la máxima de la noche al visitante en el inicio del tercer cuarto (31-22 en 1.25m). Pero San Lorenzo comenzó a carburar ofensivamente, Fortelli (10, 3/3 T3) sacó del letargo al Naranja a puro triple, y pese a no tener claridad en el juego interior, fue para adentro y sumó desde la línea (7/10 T1 vs 0/2 T1 de su rival) para meterse en partido. Al goleo de Bellozas, Liniers le agregó los triples de Pizzo (5, 4 faltas en el 3C) y Marín, más las penetraciones de Martínez (4) para devolver el golpe y mantener la luz de 5 a la espera del último parcial, 47 a 42.

Fue un partido durísimo, perdimos muchas oportunidades de ganarlo en el tiempo regular, lo podríamos haber perdido, erramos muchos tiros libres. Muestra a las claras porque estamos últimos. Arrancamos muy apáticos, estáticos adelante y en defensa no estábamos intensos. Liniers no jugaba por nada pero a perder no juega nadie. Napostá es una de las dos finales que nos quedan, ya estamos con la cabeza en ese juego (Luciano Fortelli).

El goleo de Marín (6) parecía comandar al visitante que mantuvo el control del tanteador por más de 8 minutos, pero Liniers dejó pasar una enorme cantidad de oportunidades (4/10 T1 y 7 pérdidas) y San Lorenzo fue: Maximizando un trámite cada vez más cortado y con muchos tiros libres, se hizo fuerte con la doble base entre Fortelli (5) y Oyhamburo (4) y contó con la regularidad de Ríos Lodoli (5) para igualar la historia (58-58), y tras un pasaje caótico para la visita (técnicos a Zalguizuri y Marín), los libres de Fortelli y un doble del propio Corre pusieron +4 al Naranja (62-58) con 30s por jugar.

Marín respondió con un triple (62-61), Fortelli fue 1/2 T1 (63-61) y fue Lucas quién también desde la línea igualó las acciones (63-63) con 5.5s en el reloj. Tras un tiempo muerto, Benedetti fue para adentro y recibió infracción a 3.2s, pero falló ambos. Por invasión, Liniers tuvo la chance de reponer de mitad de cancha tras el minuto, Marín perdió la bola y el juego se fue a suplementario.

Ya en la prórroga, la aparición de Zalguizuri (5) le daba una buena luz al Chivo, más allá que la respuesta fue inmediata entre Fortelli y Ríos Lodoli (69-69 a 1.25m). Un contragolpe de Martínez le dio un triple de ventaja al visitante con 25s (72-69), pero Fortelli amagó y anotó un bombazo que igualó el tablero (72-72) a 13.5s. La última la tuvo Martínez, pero el intento de tres de Gonzalo a 45º no tuvo éxito, haciendo que el juego se vaya a un segundo tiempo extra.

Esta vez fue San Lorenzo quién piso fuerte, porque a Fortelli se le sumó una tremenda aparición de Benedetti (7) que fue para adentro y comandó un pasaje avasallante del local que con dos libres de Oyhamburo se puso +8 (86-77) a 46.8s. ¿Historia juzgada? Para nada. Un par de malas decisiones local y tres triples consecutivos de Liniers (Martínez – Miguel – Marín) pusieron a un doble al visitante (88-86), y tras una nueva pérdida Naranja, esta vez por no sacar en 5 segundos, al equipo de Roldán le quedó el cierre y 15.8s para trabajar. Con la cabeza puesta en buscar un nuevo tiro lejano que decida el juego, Marín recibió el balón pero perdió el control, Oyhamburo aprovechó el regalo y depositó la bandeja para ponerle punto final a un triunfo impostergable para San Lorenzo.

 

 

Síntesis | Primera División – Permanencia – Fecha #3

San Lorenzo 90: Luciano Fortelli 26, Mauro Blázquez 14, Federico Biggi 2, Martín Ríos Lodoli 16, Facundo Goenaga 5 (FI); Esteban Benedetti 14, Nahuel Diez 2, Matías Oyhamburo 11. DT: Juan Martín Seret.

Liniers 86: Tadeo López Hoyos 2, Gonzalo Martínez 12, Emanuel Miguel 9, Mariano Pizzo 9 (x), Juan Ignacio Bellozas 14 (x) (FI); Julián Marinsalta 2, Bruno Ferrandi 0, Lucas Marín 22, Santiago Pascual 6, Mauro Zalguizuri 7 (x), Franco Ferrari 3. DT: Emiliano Roldán.

Parciales: 14-12, 22-27 (8-15), 42-47 (20-20), 63-63 (21-16), 72-72 (9-9), 90-86 (18-14).

Árbitros: Miguel Firpo – Marjorie Stuardo.

Estadio: Román Avecilla (San Lorenzo del Sud).

Ver Planilla

Leonardo Quinteros

Nació en Bahía Blanca, el 4 de Diciembre de 1989. Estudiante avanzado en Técnico Superior en Periodismo Deportivo. En Gente de Básquet desde 2012.

View all contributions by Leonardo Quinteros

Similar articles