Pueyrredón y un partido perfecto

0 423

En un choque trascendental por evitar el triangular de permanencia, Pueyrredón dio un paso clave al vencer a San Lorenzo por 89 a 69 en el Vicente Palermo. Luego de un primer tiempo equilibrado, el local jugó un perfecto segundo tiempo donde sacó la diferencia a puro triples y jugando un gran básquet colectivo. En el ganador, cuatro jugadores convirtieron 76 puntos de los 89 totales: Barba (22 – 1/1 t3, 6/11 t2 y 7/8 t1), Reiner (22, con 5/9 t3), Chaves (16 – 3/3 t3) y Roberson (16 y 7 rebotes). En el lado del naranja no alcanzó lo hecho por Federico Biggi con 20 tantos, ni lo de Mauro Blázquez con 15.

Usted se preguntará por que fue un partido perfecto, y la realidad marca que Pueyrredón mostró un gran nivel en varios jugadores, a base de grandes números de campo: 12/21 t3, 18/27 t2 y 17/20 t1. Pero no solo eso, sino que también repartió muy bien la bola (17 asistencias) y no derrotó a un rival cualquiera: San Lorenzo pelea palmo a palmo con el auriazul por escapar de los puestos de abajo. Entonces, por todo eso el local disputó un encuentro brillante.

Sin embargo, la noche iba a empezar esquiva para el local. A pesar de encontrar soluciones en la pintura con el dúo Roberson – Barba, San Lorenzo fue más dinámico y contundente en ataque al mando de Blázquez (6) y generó la primer ventaja en el partido de 6-12 en cinco minutos de juego. Luego del minuto pedido por Vago, el equipo reaccionó y aprovechó la caída del rival. Pero para que eso suceda fue clave la defensa zonal que implementó el auriazul y sobre el cierre dos bombas seguidas de los ingresantes Grill y Reiner permitieron igualar el juego en 16.

Ante la defensa zonal, esta vez el naranja fue más paciente y movió mejor la bola hasta encontrar el tiro cómodo, con un Biggi encendido (9). Aunque, no logró escaparse del marcador porque en frente Pueyrredón ofreció diferentes variantes. Siguió encontrando facilidades en la pintura con Barba (8) y el visitante se cargó de faltas rápidamente sacándole rédito con un espectacular 10/11 en la línea. Y la frutilla del postre, ante la falta de Chaves por tres faltas, la puso Reiner. Ocho puntos seguidos del base fueron suficientes para que su equipo se reinvente y se vaya 38 a 33 arriba.

Mauricio Vago ya en los vestuarios nos había dicho de jugar este partido como si fuera una final, si bien estamos un par de puntos arriba no hay que dejar que se arrime nadie. Sabíamos que iba a ser un partido friccionado, ellos defienden muy duro, pero lo pudimos destrabar con un par de bombas y gracias a un gran segundo tiempo. Nosotros vamos a todas las canchas a ganarle al que sea, la actitud no se negocia y nuestra aspiración es jugar los playoffs como sea y sacar a este equipo de los últimos tres que viene peleando la permanencia hace bastante tiempo (Juan Ignacio Reiner)

Ambos equipos iniciaron el segundo tiempo a puro ritmo y efectividad. Por el lado del local, nuevamente su opción era el juego interno, aunque esta vez con Roberson (6), pero el rival respondió con Diez activo en ataque (5). Esto hizo que el marcador se encuentre 47-42 en cuatro minutos de juego. Luego de eso, el partido fue todo de Pueyrredón, porque repartió en ataque el goleo de manera excelente y ajusto en defensa sus falencias. La principal vía del local fue el triple, que con un extraordinario 5/5 sacó una diferencia importante. Hasta Barba se dio el lujo de embocar una bomba. Fue realmente un concierto. En frente, San Lorenzo sintió el impacto y se fue desmoronando de a poco, a pesar de un triple de Blázquez sobre el cierre para achicar la brecha: 65-54.

Todo lo que tuvo que sufrir el visitante en el tercer cuarto no terminó ahí. Ahora, Chaves que venía apagado, se enchufó e hizo de todo para que su equipo siga aumentando la distancia. A esto, Andrés clavó una bomba y Seret sin dudar solicito minuto para calmar las cosas (74-56). No hubo calma. El auriazul no apretó el freno y continuo jugando a gran manera, con cada uno de sus jugadores aportando lo suyo. Por su parte, el naranja parecía rendido. El reloj le jugó en contra y con el correr de los minutos ambos entrenadores le dieron rodaje a los pibes hasta llegar a la victoria final del local por 89 a 69 en un partido colectivo brillante.

Síntesis – Primera División – Fecha #17

Pueyrredón 89: Germán Andrés 8, Matías Chaves 16, Gastón Rivera 0, Eddie Roberson 16, Stéfano Barba 22 (FI); Juan Ignacio Reiner 22, Alán Grill 5, Luciano Ferster 0, Santiago Segal 0 y Gonzalo Roqueta 0. DT: Mauricio Vago.

San Lorenzo 69: Luciano Fortelli 9, Federico Biggi 20, Mauro Blázquez 15, Nahuel Diez 8, Facundo Goenaga 4 (FI); Martín Ríos Lodoli 9, Esteban Benedetti 4, Matías Piñero 0 y Julián Carminatti 0. DT: Juan Martín Seret.

Parciales: 16-16, 38-33 (22-17), 65-54 (27-21) y 89-69 (24-15).

Árbitros: Horacio Sedán – Néstor Schernenco.

Estadio: Vicente Palermo (Pueyrredón).

Ver planilla

Santiago Guerrero

Nació en Bahía Blanca el 11 de Diciembre de 1996. Estudiante de Periodismo en el Instituto Regional del Sur. Escribe para Gente de Básquet desde Marzo 2016.

View all contributions by Santiago Guerrero

Similar articles